ENTREVISTA A MIGUEL ÁNGEL PERERA

Sin duda, el torero de la temporada. Sus triunfos incontestables en Madrid, sumados a muchos otros como Pamplona o Nimes hacen de sus números un carnet de figura diferente al de los demás. Pero si algo lo mantiene distanciado, por derecho, es su manera de andarle a los toros. Demostró un temple exquisito con el toro de Victoriano del Río, su primera tarde en San Isidro, lo repitió de nuevo con el toro de Adolfo Martín toreando al natural y tragando paquete, se puso donde los toros embisten o cogen en Pamplona, ante uno de Garcigrande con mucha guasa, y en el resto de ferias donde la presencia del toro disminuye, él se agiganta con un dominio de la situación que no deja indiferente a nadie.

M.A.PERERA: «Espero que Dios me dé muchos años para seguir mejorando día a día».

Ciudad Real es una feria donde Miguel Ángel Perera ha estado presente durante las últimas temporadas, gracias a la buena gestión que está llevando a cabo Maximino Pérez y el Exmo. Ayuntamiento de Ciudad Real, dándole a la plaza el sello de seriedad y confianza hacia el aficionado, que poco a poco va elevando el número de abonados, en una plaza donde la situación era bastante precaria. Perera ha vivido con su presencia este avance de la feria durante estos años, desde 2009, en el que Maxitoro se hace cargo de la gestión del coso ciudadrealeño.

 “Yo soy muy optimista con la juventud, no tanto con los políticos”

En Ciudad Real vivió uno de sus percances más graves, como también ha tenido actuaciones muy importantes, que le han significado triunfos destacados. De todo ello y otros asuntos nos habla Miguel Ángel en la siguiente entrevista…
Pregunta – Lo primero preguntarte ¿cómo te encuentras? ¿La intensidad con la que afrontas cada tarde no te produce fatiga a estas alturas de temporada?
Respuesta – Me encuentro muy bien, gracias a Dios. Este invierno me he preparado muy duro, así que el ritmo con el que afronto esta segunda parte de la temporada me es muy llevadero.

P- Cada día se te ve mejor, ¿a dónde va llegar la progresión de Miguel Ángel Perera?
R- Pues no te lo puedo decir, sólo sé que me esfuerzo cada día por depurar mi toreo, por hacer cosas diferentes. El ánimo de superación es inagotable. Espero que Dios me dé muchos años para seguir mejorando día a día.

P- Eres un torero que siempre ha colaborado con el fomento y el apoyo a la fiesta de cara a los jóvenes. Después de lo de Gijón, ¿cómo ves la situación actual de la juventud taurina?
R – En lo de Gijón nada tiene que ver la juventud, sino el miedo por parte del Consistorio de que los antitaurinos pudieran generar problemas. El problema es de los complejos de algunos, ante los ataques de quienes, no te quepa duda, no son mayoría. Cada acción que se ha realizado en pro de la juventud ha tenido una respuesta brutal. Será que interesa, ¿no? Yo soy muy optimista con la juventud, no tanto con los políticos.
P- ¿Ha cambiado mucho tu situación respecto a años anteriores de cara a las empresas y el respeto tanto de profesionales, como aficionados?
R – Triunfar con tanta rotundidad en Madrid, y dos tardes consecutivas, sí cambia muchas cosas, ¡a Dios gracias! Sobre las empresas, ésas son cosas de mi apoderado, Fernando Cepeda. Sobre mis compañeros y aficionados, noto un cariño especial y un respeto muy grande. Les doy las gracias a todos por ello.
P – ¿Qué destacarías en tu tauromaquia como avance más importante para llegar a conseguir los triunfos tan rotundos en este 2014?
R – El afán por mejorar. No quedarme estancado, sino tratar de sumar pasos cada día. Entrenar duramente, tanto de salón como en tentaderos. Este año viene a refrendar las dos temporadas anteriores, en las que si no tuve más triunfos numéricos fue quizá por la espada, pero el nivel ya iba siendo muy bueno.
P- Perera es un torero que ha demostrado tener gestos de figura del toreo, matando seis toros en Madrid o anunciándose en corridas denominadas duras, como la de Adolfo Martín el pasado San Isidro. ¿Qué esperamos en este sentido en lo que resta de temporada? ¿Puede haber alguna sorpresa?
R- Hombre, matar la de Adolfo fue una forma de ir a Madrid con la idea de hacer un gesto por mis diez años de alternativa. A medida que ha ido avanzando la temporada, me fui planteando hacer algo más, y creo que la encerrona en Nimes del 20 de septiembre será, espero, una forma de reivindicar el momento por el que atravieso.
P – La feria de Ciudad Real ha supuesto para ti de todo. En esta plaza sufriste uno de los percances más graves de tu carrera (2009), en el año que también te declaras triunfador de la feria por tu faena al primer toro de esa tarde…
R – Sí, la verdad es que aquella tarde vi la cara y la cruz. En el primer toro pude disfrutar muchísimo, y le corté las dos orejas. La corrida era de La Palmosilla, y la cogida la verdad es que vino de una forma que no pude esquivar, pues el toro derribó a mi picador, Paco Doblado. Yo le hice el quite, el toro se me vino encima, caí al suelo, y una vez ahí me metió el pitón en la espalda. Gracias a Dios, aquello no me restó muchos festejos, pero sí que me dejó un sabor amargo, ya que no pude continuar la lidia y haber rematado la tarde como hubiera deseado.
P- Este año Maxitoro ha elaborado una feria monstruo en Ciudad Real, donde en la corrida del 18 estás anunciado con Ponce, El Juli y Talavante y ganado de Torrealta. ¿Supone un reto especial para ti este cartel?
R – Torrealta está en un momento muy bueno, y mis compañeros de cartel son tres con los que me gusta mucho acartelarme, ya que la rivalidad está servida. A ninguno de los cuatro nos gusta perder la partida, así que la tarde tiene todos los ingredientes para ser una buena tarde de toros. Dios lo quiera.
– Muchas gracias Miguel Ángel, mucha suerte en lo que queda de temporada y que siga la racha.

Entrevista realizada por Víctor Dorado para www.cargandolasuerte.com

Foto: Manuel del Moral Manzanares

Comments are closed.